Circular entre Colmenar de la Sierra y Bocígano por Collado Gordo, el Molino del Batán (río Berbellido) y Cabeza Grande

FUENTE DE INFORMACIÓN: Cartografía del Instituto Geográfico Nacional, visor Iberpix 4.
FOTOGRAFÍA: iPhone 11 Pro.
ZONA: Tierra Media o Entorno de los pueblos abandonados de Ayllón - Sierra de Ayllón, Sistema Central. Parque Natural de la Sierra Norte de Guadalajara.
DESDE: el km 1,5 de la carretera GU-180 (1214 m), entre la Casa Forestal de Montes Claros y Colmenar de la Sierra, provincia de Guadalajara.
CERCA DE: Colmenar de la Sierra, Bocígano, La Hiruela, El Cardoso, Cabida y Peñalba de la Sierra.
ÉPOCA: agosto 2022.
TIPO DE RUTA: circular.
NIVEL DE DIFICULTAD: moderado.
Datos descargados de GPS GARMIN Fénix 7: Longitud: 14,78 m. Desnivel acumulado positivo: 693 m. Desnivel acumulado negativo: 693 m. Cota máxima: 1483 m. Cota mínima: 1116 m. Tiempo empleado: 6 h 49 min (con calma y parando para sacar fotos y marcar waypoints). Tiempo en movimiento: 4 h 27 min.
MATERIAL: GPS, senderismo, bastones.
AGUA: fuentes en Bocígano y en Colmenar de la Sierra. Se cruza el río Berbellido y los Arroyos de la Dehesa y de los Cercalos.
TIPO DE FIRME: sendero, campo a través, pista forestal.
SEÑALIZACIÓN: marcas de los PR y marcas verdes del Camino de Bocígano a Colmenar de la Sierra.

ITINERARIO:
Km 1,5 de la carretera GU-180 (1214 m) – La Era Llana – Cruce de la GU-187 – Peñas Pardas (1389 m) – Collado Gordo (1376 m) – Morachas – El Molino del Batán, río Berbellido – La Cerquilla – Bocígano – PR-GU 17 – Camino de Colmenar de la Sierra – Los Llanos – Puente de Las Quemadas (río Berbellido) – Camino de Colmenar de la Sierra – Collado de las Cercas de San Roque (1404 m) – Cabeza Grande (1487 m) – Collado de las Cercas de San Roque – Cruce de la GU-187 – GU-180, Arroyo de la Dehesa – Arroyo de los Cercalos – Colmenar de la Sierra – PR-GU 04 – Huerta del Ejido – Vado del horcajo entre los Arroyos de los Cercalos y de la Dehesa – Camino de La Vereda o Carretera del Pantano de El Vado – PR-GU 04 – GU-180.

Descárgate la ruta y accede a más información (mapas, waypoints, altimetrías, fotos) en el siguiente enlace de Wikiloc:
Circular entre Colmenar de la Sierra y Bocígano por Collado Gordo, el Molino del Batán (río Berbellido) y Cabeza Grande

EL ENTORNO:
Descubre más acerca de la zona en los siguientes enlaces de nuestro blog:
La Sierra de Ayllón
La Tierra Media o entorno de los pueblos abandonados de Ayllón
Colmenar de la Sierra

LA RUTA:
La ruta de hoy es una circular entre Colmenar de la Sierra y Bocígano, yendo por Peñas Pardas, Collado Gordo y el Molino del Batán, y volviendo por Cabeza Grande.

Aunque lo normal es comenzar la ruta en Colmenar de la Sierra o en Bocígano, nosotros, por razones logísticas, lo hicimos en el km 1,5 de la carretera GU-180 (1214 m), entre la Casa Forestal de Montes Claros y Colmenar de la Sierra. A la derecha de la calzada (dirección Colmenar) se puede dejar el coche. Justo enfrente, junto a un pequeño chozo en ruinas, sale un camino por el que arrancamos. Aunque hacia él parece apuntar un letrero que reza «El Cardoso de la Sierra, PR-GU 04», no se trata del PR, ya que éste continúa hacia la izquierda por la carretera.

El sendero sube por la Era Llana hasta cruzar la carretera GU-187 y luego, tras volver a contactar con ella, asciende paralela al tendido eléctrico primero y a un pequeño murete después, hasta Peñas Pardas (1389 m).

Desde allí, bajamos fácilmente al Collado Gordo (1376 m), una amplia pradera entre Peña la Casa y Peñas Pardas.

Al fondo de la misma, localizamos la continuación del sendero, el cual desciende por la ladera de Morachas hasta la carretera GU-223. Este resultó ser el tramo más complicado de la ruta, ya que en la parte inicial, la senda, ya de por sí estrecha, está bastante cerrada por jaras, alguna que otra zarza e «inoportunos» majuelos.

En la parte baja de la ladera, coincidiendo con la entrada en un sombrío robledal, la cosa mejora y el sendero se ensancha y despeja bastante hasta morir junto al río Berbellido en el punto en el que éste pasa bajo la carretera. Aquí estaba ubicado el antiguo Molino del Batán, del que no queda rastro.

Ignorando un camino que sube hacia Cabida por el margen izquierdo del río, vadeamos éste fácilmente e iniciamos la subida a Bocígano. Nuestra intención era seguir un teórico sendero que viene dibujado en el mapa ráster del IGN. La realidad es que senda como tal no vimos. Inicialmente, seguimos su rastro con el GPS combinando campo a través con alguna trocha, hasta toparnos con una valla de alambre que impidió nuestro avance.

Optamos por no cruzarla y por continuar paralelos a ella, atravesando la Vertiente de La Cerquilla hasta llegar a una pradera donde, ahora sí, atravesamos el cercado por una cancela.

Unos 200 m después, junto al cementerio, encontramos un zarzo abierto que nos dio acceso al pueblo. Siguiendo Calle Alcalá arriba, llegamos a la Plaza del Olmo o de la Iglesia, que encontramos sumida en los preparativos de «La Machada«. En el centro de la misma, sobre una bonita fuente de piedra, está el árbol que le da nombre y en su extremo N, la Iglesia de Santa María la Blanca.

Por debajo del bar (Casa Vita) está la salida de los Caminos de Peñalba, Cabida y Colmenar de la Sierra, que inicialmente comparten trayecto y por los que abandonamos el pueblo por su extremo E atravesando otro zarzo.

A media ladera encontramos una bifurcación. Por la izquierda siguen los Caminos de Peñalba y Cabida (PR-GU 17), mientras que por la derecha lo hace el Camino de Colmenar de la Sierra, señalizado en verde.

Continuamos por este último, descendiendo por la zona de Los Llanos hasta cruzar el Berbellido por el Puente de Las Quemadas.

En la otra orilla retomamos el sendero, diáfano y perfectamente señalizado, que inicialmente remonta la ladera de Las Quemadas hasta cruzar el Camino del Molino del Batán a Cabida.

Luego sigue zigzagueando entre robles añosos hasta alcanzar el Collado de las Cercas de San Roque (1404 m), un alto a caballo entre Peña la Dehesa (al NE) y Cabeza Grande (al SO), desde el que se tiene una magnífica vista de Bocígano.

El camino continúa de frente hacia Colmenar de la Sierra atravesando un murete, pero nosotros giramos a la derecha por delante de la cerca hacia Cabeza Grande.

No hay sendero como tal, pero si una trocha bastante bien definida hasta casi la cima (1487 m), la cual está presidida por un vértice geodésico y es uno de los grandes miradores de la Tierra Media de Ayllón.

De vuelta en el collado, ahora sí, cruzamos el muro y bajamos hasta la GU-187.

Al otro lado de la calzada retomamos el sendero, que desciende entre robles y encinas hasta morir en la GU-180 donde ésta pasa sobre el Arroyo de la Dehesa. En este tramo hay que ir atento a los postes con la marca verde, ya que a veces el camino principal parece ser otro.

Alternando el asfalto con un pequeño tramo por sendero en el que cruzamos el cauce seco del Arroyo de los Cercalos, llegamos a Colmenar de la Sierra. A sus puertas visitamos la pequeña cueva que alberga una de las 3 Vírgenes de Fátima que hay en la provincia de Guadalajara. Precioso rincón que refleja la gran devoción que se le tiene a esta virgen por estas tierras.

Sin entrar en el pueblo, giramos a la derecha por el PR-GU 04 hacia la Huerta del Ejido, desde donde bajamos al fondo del valle para vadear el horcajo entre los Arroyos de la Dehesa y de los Cercalos.

Subiendo por la ladera contralateral, alcanzamos la pista que conduce a La Vereda o Carretera del Pantano de El Vado, por la que giramos a la derecha en dirección a El Cardoso.

Tras unos 400 m, nos desviamos a la izquierda por unas escaleras siguiendo el PR, por el que llegamos de vuelta al coche.

Desde el punto de vista técnico, el recorrido no plantea más dificultad que el comentado descenso desde Collado Gordo al Berbellido, que tiene tramos bastante cerrados y se hace un poco latoso. Una pena que no se cuiden más estos senderos.

En resumen, una preciosa ruta entre dos pueblos serranos, Bocígano y Colmenar de la Sierra, que por su espectacular enclave son para mi los más bellos de la Tierra Media de Ayllón. A lo largo del recorrido, disfrutaremos del encanto de los caminos tradicionales, del refrescante entorno del río Berbellido, generoso afluente del Jarama, y de las vistas desde Cabeza Grande, una de las mejores atalayas para admirar la grandeza de esta sierra.