Somiedo

Historias del pueblo de Veigas, cerca del Monte Tibléus

Dicen que hace muchos, muchos años, un jinete misterioso, en quienes muchos creyeron reconocer al mismo diablo, cabalgaba de noche por las lindes del hayedo de Tibléus en dirección a la Pola, cuando de repente, se asomó a un cortado. Para no caer el vacío, el jinete detuvo a la montura gritando Sóoooo!!! que miedo! Desde entonces, esas palabras encadenadas «So-miedo» dieron nombre a esas maravillosas tierras asturianas, hoy conocidas como Somiedo.

El Parque Natural de Somiedo es un espacio natural situado en la parte central de la Cordillera Cantábrica, en el sector meridional de Asturias. Limita al SE con Babia, al E con el Parque Natural de Las Ubiñas-La Mesa y al O con Muniellos y el Parque Natural de las Fuentes del Narcea, Degaña e Ibias. En sus 29122 hectáreas queda completamente incluido el Concejo de Somiedo. El Parque se extiende por cinco valles (Saliencia, Valle del Lago, Puerto y Pola de Somiedo, Perlunes y Pigüeña) y es uno de los paisajes más accidentados de Asturias, con cotas que oscilan entre los 400 m y los 2188 m del Pico El Cornón, su cima más alta. Además de ser Parque Natural desde 1988, fue declarado «Reserva de la Biosfera» por la Unesco en el año 2000.

Somiedo es conocido por sus «brañas», con verdes pastizales en los que se pueden ver las ancestrales «cabanes de teito»; por sus singulares paisajes, con asombrosos contrastes entre cumbres de formas kársticas y depresiones; por ser el principal refugio del oso pardo en España y por tener el mayor complejo lacustre de la Cornisa Cantábrica, el cual está formado por los Lagos de Saliencia, el Lago del Valle y los terrenos que hay entre ambos.